Alejandro Marín – Abogado Málaga

El divorcio de mutuo acuerdo con hijos en Málaga. Eficacia de los pactos del convenio regulador y sus límites.

Divorcio mutuo acuerdo con hijos Malaga

Alejandro Marín divorcio mutuo acuerdo con hijos MalagaEl divorcio de mutuo acuerdo con hijos en Málaga es aquel proceso de extinción del vínculo matrimonial en el que las partes han pactado los extremos referentes a sus relaciones post matrimoniales expresados mediante el convenio regulador. Este pacto es un documento de mucha relevancia redactado por abogados de divorcios y presentados para su homologación y eficacia ante los jueces.

Es obligatorio crear un convenio regulador en caso de divorcio de mutuo acuerdo con hijos en Málaga.

Las demandas de divorcio de mutuo acuerdo deberán adjuntar un acuerdo entre las partes, de carácter transicional que acorde a los artículos 81 y 81 de nuestro código civil, en forma de  propuesta fundada con referencia a las  medidas que se vayan a pasar como reguladoras derivadas de los efectos de la extinción del matrimonio.

Cuando se crea una vinculación por matrimonio surge un estado civil y unas obligaciones y derechos para las personas que contrajeron matrimonio. La ley deja claro que muchas de estas obligaciones no se han de extinguir porque se extinga el matrimonio. Por ejemplo, las relaciones paterno filiales, como el deber de alimentos con los hijos no se acaba por que se haya acabado el matrimonio.

Por este mismo motivo, la permanencia de ciertas obligaciones, se han de establecer las normas que van a pasar las regulaciones entre los ex cónyuges y sus hijos.  El convenio regulador es por tanto un pieza clave y fundamental ya que todo lo que se establezca en el adquirirá valor de ley entre las partes y podrá ser ejecutado por un tribunal, en el eventual caso de incumplimiento de cualquiera de sus extremos.

Divorcio mutuo acuerdo con hijos Malaga

¿Qué ha de contener un convenio regulador?

El convenio regulador ha de contener un contenido mínimo. La regulación legal que establece que deberá contener “al menos” da la puerta abierta a que se pacte en el mucho más de estas cuestiones consideradas  como mínimas y necesarias. No obstante estos pactos por convenio tienen unos límites que se han de conocer.

Lo que han de regular como mínimo es los pactos de las partes referentes al cuidado de los hijos sujetos a patria potestad de ambos. Esto se refiere al régimen la guarda y custodia, o el régimen de visitas de los padres o de los abuelos con respecto de aquel que ha obtenido la guarda y custodia del menor (la patria potestad se conserva por ambos solo que el menor queda bajo cuidado de uno de los progenitores, o por partes iguales, en el caso de la custodia compartida)

La atribución de la vivienda y el ajuar familiar ha de considerarse como uno de los elementos necesarios que debe contener el convenio regulador. El bien del menor es el bien supremo a proteger por los tribunales. Es por ello que siempre se va a respetar el pacto de la atribución de la vivienda a aquel que tiene la guarda y custodia, porque de esta manera se asegura que el menor tendrá una casa. Esto no significa que no se pueda pactar, por ejemplo, que si hay dos casas se atribuya una de las dos, o si se permite la división material de la casa se pacte. O que se pacte el derecho de atribución hasta una edad (no ejercer el cese de derecho a uso hasta aún llegado los 18 años)

Las cargas del matrimonio han de ser consideradas como gastos que existen por el matrimonio y deben pagarse al 50% por cada uno de los cónyuges. No obstante, no todos los gastos son cargas matrimoniales. La hipoteca, por ejemplo es una obligación frente al banco y por eso cada uno ha de pagar lo suyo. En cualquier caso, aunque pagar la mitad es lo justo nada imposibilita que se pacte pagar más por una de las partes.  

Se incluirá si se quiere la liquidación del matrimonio. Esto es la división de todo el inventario de bienes del matrimonio. Esto no es necesario que sea incluido en el convenio regulador. Aunque puede ser aconsejable ya que de no hacerlo y dejarlo para una liquidación en un proceso posterior independiente puede suponer costes extra cuando se podía haber hecho en el mismo convenio.

La pensión compensatoria es aquella que se debe de uno de los cónyuges al otro porque sale perjudicado, obteniendo una disminución de la calidad de vida de la que se tenía cuando se permanecía casado. Esta tiene un carácter dispositivo, si la parte no la solicita y se estima pertinente, o se lleva con un pacto mediante convenio regulado no se podrá solicitar.

Divorcio mutuo acuerdo con hijos Malaga Validez

Hasta donde son válidos los pactos en convenio regulador en divorcio de mutuo acuerdo con hijos en Málaga.

Un convenio regulador va a vincular a las partes y ha de ser completo y previsor de todas las necesidades y posibles circunstancias a futuro después del divorcio de mutuo acuerdo. Más aun en aquellos casos donde hay menores involucrados. Desde las necesidades de clases de apoyo, extraescolares, gastos extraordinarios o la necesidad de ortodoncia en su caso.

Por otro lado las medidas son modificables cuando las circunstancias cambian. No obstante esto implica un juicio de modificación de medidas de convenio regulador que puede ser evitado con una buena planificación y una correcta redacción. Todo lo que se incluya vincula a las partes que quedan obligados a ello.

Hay unos límites llamados de derecho dispositivo. Estas son cuestiones que porque la ley considera muy importantes no deja a las partes regular o pactar sobre ello. Por mucho que se quiera, no se podrá pactar que no se va a pasar una pensión de alimentos para los hijos, y el fiscal no dará el visto bueno para la homologación del convenio, pidiendo la subsanación o incluso modificando a su buen criterio.

Se ha ido perfilando y la libertad de disposición es la regla general. Se podría pactar los gastos, los días concretos (quien se queda al niño en navidad), como usarse la casa (con rotación entre ambos progenitores), si hacer o con quien la comunión, donaciones por convenio regulador y un largo etcétera que dependerá de las necesidades de cada divorcio en concreto.

Ejemplo de convenio regulador

Manuela E.E de 43 años, casada en régimen de gananciales por 22 años, con Luís M. E de la misma edad, con dos hijos comunes de 12 y 16 años pactaron un convenio regulador que se propuso conjuntamente a la demanda de divorcio de mutuo acuerdo antes los juzgados de lo civil de la ciudad con el siguiente clausulado.

Guarda y custodia compartida. Cada cónyuge tendrá a los dos hijos una semana en su propia casa.
Pensión alimentaria: 200€ x 2 (por hijo)= 400€/mes + gastos extraordinarios (la custodia compartida no implica en todos los casos la eliminación de pensión alimentaria, sino una sola reducción siempre manteniendo el interés del menor)
Gastos de clases extraescolares convenientes y acorde a las preferencias del menor al 50%
pensión compensatoria: (a la esposa) 300€/mes durante 24 meses
costes cargas matrimoniales: 400€/mes
cuánto cuesta un divorcio de mutuo acuerdo: 1) redacción convenio regulador 350€ 2) presentación demanda 500€.

A. M.

Licenciado en Derecho, una vez diplomado, decidió especializarse en casos relacionados con el Derecho Sucesorio y en Herencias. Sin embargo, no ha sido el único área en el que se ha especializado. Realizo un Doctorado en Responsabilidad Civil y Seguros.
Experto además en casos de accidentes de tráfico, así como laborales, estamos hablando de un jurista multidisciplinar con un elevadísimo grado de formación y experiencia, sobre todo en reclamaciones por indemnizaciones, ejecución de declaración de herederos, acuerdos con compañías aseguradoras, accidentes de tráfico…

(Con clientes también de poblaciones de toda la provincia. Abogados para Torremolinos, abogados para Benalmadena, abogados para Rincón de la Victoria, etc.)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Show Buttons
Hide Buttons