Alejandro Marín – Abogado Málaga

No sólo las pertenencias en el momento de la muerte cuentan como parte de la herencia. Expertos abogados de herencias en Málaga le explican cómo ha de considerar las donaciones realizadas en vida para aumentar su parte.

Abogados Herencias Malaga

abogados herencias Malaga - Alejandro Marin

Como uno de los abogados de herencias en Málaga, siempre observo cómo mis clientes se sorprenden al comunicarles que la herencia no sólo se compone de todos los bienes de la persona que fallece. Se entiende que, en caso de herencia, sus herederos deberán repartir lo que el causante tenía en el momento de su muerte, pero no obstante, la parte de cada persona con derechos sobre la herencia puede variar si ha recibido donaciones, dotes o disposiciones mediante otros títulos lucrativos, reduciendo la parte que le pertenezca e incrementando la de los otros herederos forzosos.

La colación: la inclusión en la herencia de los bienes recibidos en vida.

Este es el término que usa la ley para referirse al acto de unir a la masa hereditaria lo recibido de parte del causante mientras éste vivía. El problema surge cuando hay varios herederos, en tanto que la concurrencia entre ellos a partes iguales se verá modificada si se entiende que uno ya recibió bienes antes del fallecimiento. Se considera que ha recibido su parte antes de tiempo y, por lo tanto, no sería justo que en el reparto no se tuviera en cuenta esa parte. Los demás herederos podrán ver incrementada su parte cuando aquél colacione los bienes en la masa hereditaria. De este modo, recibirá menos, e incluso podría verse obligado a devolver, si era más de lo que le pertenecía.

Una excepción importante: donaciones perjudiciales inoficiosas.

En el mismo artículo se establece la reducción de la donación por inoficiosa; significa que si la donación perjudica los derechos del resto de herederos, éstos tienen la facultad de pedir una reducción de la cuantía de la donación, estando obligado el donatario a restituir una parte de lo que recibió en vida. ¿Qué ha de entenderse por excesivo? Pues, evidentemente, habrá de ponerse la donación en contraste con el total de la herencia. El artículo 820 del Código Civil señala que no es excesiva si respeta el pago de las legítimas, y el artículo 1044 computa como inoficiosa la que exceda del 10% del total del caudal en el caso de los regalos de boda.

Abogados Herencias Malaga: Los bienes colacionables y los no colacionables.

No todas las cosas donadas en vida serán consideradas colacionables ni tendrán que ser acumuladas al caudal total a repartir con el resto de los herederos forzosos. Se entenderán como bienes no colacionables (y, por tanto, no se repartirán entre todos los herederos cuando sean recibidos en vida) los gastos que la ley entiende como normales de un padre para con sus hijos, como su alimentación o educación, los gastos para la curación o tratamiento de enfermedades o discapacidades o los gastos realizados para proporcionar a los hijos una carrera. Tampoco los denominados regalos de costumbre (ni los hechos como regalo de bodas, excepto si exceden de la décima parte del valor total) ni las donaciones a los nietos por parte de los padres.

Por el contrario, se calificarán de colacionables las cantidades pagadas por el padre para satisfacer deudas de sus hijos. Si alguien muere, y su descendiente de 1º grado (hijo) no hereda, puede heredar su descendiente en 2º grado (nieto), debiendo éste colacionar las donaciones que recibió su padre, aunque todavía no hubieran sido heredaras por el nieto.

abogados herencias Malaga

Otra consideración importante a tener en cuenta es la de que las cosas cambian de valor, porque se puede invertir en ellas para su mejora o pueden deteriorarse. Este incremento de valor sería en beneficio del donatario. Piense que se donó una casa en vida que se ha reformado, aumentando considerablemente su valor. Lo mismo sucedería en el caso opuesto, es decir, que la pérdida de valor será a cargo y riesgo del donatario.

Las compraventas entre padres e hijos en vida. Las compraventas simuladas serán donaciones colacionables.

Uno de los casos más comunes que veo en mi despacho, como abogado de derecho sucesorio especializado en herencias y testamentos, es cuando uno de los herederos forzosos adquiere algún bien, normalmente de valor, como la vivienda del causante, mientras éste vivía. Se produce una adquisición con la intención de trasferir la propiedad de algo inter vivos y, de alguna manera, sacarlo del caudal hereditario y de su reparto al resto de los herederos forzosos. Se sabe que las donaciones en vida hechas a uno sólo de los herederos formarán parte del total del caudal hereditario, pero ¿qué pasa con la compraventa?

La ley protege a los herederos cuando la compraventa es simulada, y de lo que se trata realmente es de una donación encubierta. Si el heredero compró con todos los requisitos de una compraventa, será un propietario legítimo. Deberá haberse hecho la compraventa con un precio de mercado y con unas escrituras, tal y como se hubiera hecho con cualquier otro comprador. En cambio, si la compraventa no cumple los requisitos de compraventa, será considerada como una donación, que tendrá que ser añadida al caudal a repartir entre todos los herederos forzosos.

Que no sea considerada la operación una compraventa dependerá de las condiciones en las que se hiciera: debe haber un precio, que ha de ser efectivamente trasmitido a la otra parte. Aunque se haya pagado un precio, si éste fue manifiestamente inferior a un precio real de mercado, se considerará que hubo una donación.

compraventa - abogados herencias Malaga

Otra cuestión es lo que sucede cuando se hace una compraventa simulada con su escritura, aunque realmente sea considerada una donación. Las donaciones han de realizarse igualmente en escritura pública acorde con el 633CC, y esta no se realizó al hacerse la escritura referente a una compraventa. Esta ausencia de escritura de donación podría considerar la donación nula (hay diferentes posiciones por nuestros jueces). Esto significaría que tampoco habría una donación y no sería bienes colacionables, sino como el resto de parte del caudal.

Ejemplo basado en un caso gestionado por mi despacho de abogados de herencias en Málaga.

Manuel F. H. falleció, dejando el 50% en propiedad de su vivienda, valorada en 100.000€ (la mitad acorde al régimen matrimonial de gananciales) y 20.000€ en su cuenta bancaria (después del pago de las deudas). Tenía 3 herederos forzosos: Rodrigo F. J., Eustaquio F. J. y María F. J. Según su testamento, las 2/3 partes de la herencia correspondían a sus hijos y el 1/3 restante a su mujer, en forma de legado. Ésta falleció poco después, abriéndose una sucesión intestada que englobaba el 50% de la vivienda y 1/3 del legado dejado por su marido, lo que suponía 1/3 del valor del 50% de la casa y 1/3 de los 20.000€, además del usufructo vitalicio de la parte de la vivienda dejada a los herederos forzosos.

Manuel F. H. disponía en copropiedad con su cónyuge de unas tierras por valor de 60.000€, que vendió a María F. J. en vida. Ésta, a su vez, realizó además mejoras por valor de 30.000. Resulta que no había escritura de ningún tipo (se trató de una venta verbal), ni tampoco forma de probar que se hizo un pago ni de determinar la cuantía. Por todo ello, se estimó que había sido una donación. Centrándonos en la herencia de Manuel F. H., a cada uno de sus hijos le correspondían 15.555€. Uno de los herederos, Eustaquio F. J., me visitó, pues yo era su abogado para herencias. Decidí presentar una demanda alegando la simulación de la compraventa.

Asesórese y pregunte a su despacho de abogados de herencias en Málaga. Que Eustaquio F. J. acudiera a un abogado de sucesiones le hizo ganar una diferencia de 2.667€ sobre la sucesión de su padre, y un incremento similar sobre la herencia de su madre, suponiéndole todo junto un incremento de unos 5.000€. Es absolutamente recomendable acudir a su abogado, quien por una honesta minuta puede conseguir que vea incrementada su porción en la herencia.

A. M.

Licenciado en Derecho, una vez diplomado, decidió especializarse en casos relacionados con el Derecho Sucesorio y en Herencias. Sin embargo, no ha sido el único área en el que se ha especializado. Realizo un Doctorado en Responsabilidad Civil y Seguros.
Experto además en casos de accidentes de tráfico, así como laborales, estamos hablando de un jurista multidisciplinar con un elevadísimo grado de formación y experiencia, sobre todo en reclamaciones por indemnizaciones, ejecución de declaración de herederos, acuerdos con compañías aseguradoras, accidentes de tráfico…

(Dando servicio a ciudades de toda la provincia. Somos también abogados para Torremolinos Y abogados para Estepona)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Show Buttons
Hide Buttons